HUB Madrid

En un local situado tras el edificio CaixaFórum que anteriormente fue un garaje para los coches de línea que unían la estación del Norte con Atocha, el estudio de arquitectura madrileño Churtichaga + Quadra-Salcedo realizó una obra para adaptarlo como espacio coworking, una oficina a tiempo compartido para profesionales autónomos.

La intervención se apoyó en criterios de ahorro energético, sostenibilidad económica y reciclaje, planteando no alterar ni ocultar las capas de vida de este espacio, de prácticamente no diseñar. Aislaron la cubierta y añadieron un suelo radiante bajo tablones de madera. No pintaron las paredes, sólo forraron de fieltro de lana reciclada las salas de reuniones y dejaron su pátina a la vista, con sus rótulos antiguos y sus defectos.

HUB Madrid forma parte de la ruta Contenidos recovertidos I: nuevos usos para edificios abandonados

Imagen: Daniel Torrelló